divendres, 15 de juny de 2012

Una historia de felicidad

Hacen años prohibieron que existiera los colegios, los institutos i las universidades. Cada día son divertidos porque podemos quedar con los amigos hasta las tantas sin preocuparnos de levantarnos temprano.